Desde EMESA PREVENCIÓN queremos hacer una serie de recomendaciones de prevención frente a los agentes biológicos en el trabajo. Basándonos en la legislación y guías vigentes (Real Decreto 664/1997, de 12 de mayo, sobre la protección de los trabajadores contra los riesgos relacionados con la exposición a agentes biológicos durante el trabajo, Protocolo de Vigilancia Sanitaria editados por el Ministerio de Sanidad y Consumo y la Guía técnica para la evaluación y prevención de los riesgos relacionados con la exposición a agentes biológicos del INSHT.

Definición

Los agentes biológicos se definen como microorganismos, con inclusión de los genéticamente modificados, cultivos celulares y endoparásitos humanos, susceptibles de originar cualquier tipo de infección, alergia o toxicidad.

Clasificación

Se clasifican, en función del riesgo de infección, en cuatro grupos:

  • Grupo 1: aquél que resulta poco probable que cause una enfermedad en el hombre.
  • Grupo 2: aquél que puede causar una enfermedad en el hombre y puede suponer un peligro para los trabajadores, siendo poco probable que se propague a la colectividad y existiendo generalmente profilaxis o tratamiento eficaz.
  • Grupo 3: aquél que puede causar una enfermedad grave en el hombre y presenta un serio peligro para los trabajadores, con riesgo de que se propague a la colectividad y existiendo generalmente una profilaxis o tratamiento eficaz.
  • Grupo 4: aquél que causando una enfermedad grave en el hombre supone un seno peligro para los trabajadores, con muchas probabilidades de que se propague a la colectividad y sin que exista generalmente una profilaxis o un tratamiento eficaz.

bacterias y virus

Si se identifican riesgos relacionados con la exposición a agentes biológicos en el trabajo, se procederá, para aquellos que no hayan podido evitarse, a evaluarlos determinando la naturaleza, el grado y duración de la exposición de los trabajadores.

Teniendo en cuenta la información técnica y científica disponible, el empresario, cuando la naturaleza de la actividad lo permita, evitará la utilización de agentes biológicos peligrosos mediante su sustitución por otros agentes que, en función de las condiciones de utilización, no sean peligrosos para la seguridad o salud de los trabajadores, o lo sean en menor grado. Deberá evitarse la exposición a estos riesgos, pero si no resulta factible por motivos técnicos, se reducirá el riesgo de exposición al nivel más bajo posible para garantizar adecuadamente la seguridad y la salud de los trabajadores.

 

Medidas

En particular se adoptarán las siguientes medidas:

  1. Establecimiento de procedimientos de trabajo adecuados y utilización de medidas técnicas apropiadas para evitar o minimizar la liberación de agentes biológicos en el lugar de trabajo.
  2. Reducción, al mínimo posible, del número de trabajadores que estén o puedan estar expuestos.
  3. Adopción de medidas seguras para la recepción, manipulación y transporte de los agentes biológicos dentro del lugar de trabajo.
  4. Adopción de medidas de protección colectiva o, en su defecto, de protección individual, cuando la exposición no pueda evitarse por otros medios.
  5. Utilización de medios seguros para la recogida, almacenamiento y evacuación de residuos por los trabajadores, incluido el uso de recipientes seguros e identificables, previo tratamiento adecuado si fuese necesario.
  6. Utilización de medidas de higiene que eviten o dificulten la dispersión del agente biológico fuera del lugar de trabajo.
  7. Utilización de una señal de peligro biológico, así como de otras señales de advertencia pertinentes.señal de peligro biológico
  8. Establecimiento de planes para hacer frente a accidentes de los que puedan derivarse exposiciones a agentes biológicos.
  9. Verificación, cuando sea necesaria y técnicamente posible, de la presencia de los agentes biológicos utilizados en el trabajo fuera del confinamiento físico primario.

En todas las actividades en las que exista riesgo para la salud o seguridad de los trabajadores corno consecuencia del trabajo con agentes biológicos, el empresario deberá adoptar las medidas necesarias para:

manos sucias

  1. Prohibir que los trabajadores coman, beban o fumen en las zonas de trabajo en las que exista dicho riesgo.
  2. Proveer a los trabajadores de prendas de protección apropiadas o de otro tipo de prendas especiales adecuadas.
  3. Disponer de retretes y cuartos de aseo apropiados y adecuados para uso de los trabajadores, que incluyan productos para la limpieza ocular y antisépticos para la piel.
  4. Disponer de un lugar determinado para el almacenamiento adecuado de los equipos de protección y verificar que se limpian y se comprueba su buen funcionamiento, si fuera posible con anterioridad y, en todo caso, después de cada utilización, reparando o sustituyendo los equipos defectuosos antes de un nuevo uso.
  5. Especificar los procedimientos de obtención, manipulación y procesamiento de muestras de origen humano o animal.

 

Los trabajadores deberán quitarse la ropa de trabajo y los equipos de protección personal y guardarlos y no llevárselos a su domicilio.

El empresario adoptará las medidas adecuadas para que los reciban una información y formación suficiente y adecuada en relación con los riesgos potenciales para la salud y las precauciones que deberán adoptar para prevenir la exposición a agentes biológicos. Además, deberá informarse de las medidas que deberán tomarse en el caso de accidentes y de cómo prevenirlos.

Los trabajadores deberán comunicar inmediatamente cualquier accidente o incidente que implique la manipulación de un agente biológico a su superior jerárquico directo y a la persona o personas con responsabilidades en materia de prevención en la empresa.

 

Actividades y sectores laborales

La lista de actividades laborales que pueden incluir exposición a agentes biológicos es:

  • Trabajos en centros de producción de alimentos.
  • Trabajos agrarios.
  • Actividades en las que existe contacto con animales o con productos de origen animal.
  • Trabajos de asistencia sanitaria, comprendidos los desarrollados en servicios de aislamiento y de anatomía patológica.
  • Trabajos en laboratorios clínicos, veterinarios, de diagnóstico y de investigación, con exclusión de los laboratorios de diagnóstico microbiológico.
  • Trabajos en unidades de eliminación de residuos.
  • Trabajos en instalaciones depuradoras de aguas residuales.